LA ALEGRÍA DEL EVANGELIO EN LA VIDA CONSAGRADA

          Cada año la Iglesia hace una llamada especial para celebrar la Jornada mundial de la Vida Consagrada. Coincide esta jornada con la fiesta de la Presentación del Hijo de Dios en el Templo por sus padres María y José.

          El Espíritu Santo nos convoca a todos los Religiosos para dar gracias a Dios por nuestra vocación y a renovar nuestra consagración, siendo signos creíbles de la presencia de Dios y portadoras de su Amor.

          Nuestra Comunidad se ha unido a esta celebración con la convicción de que la «única manera posible de ser fieles a la vocación es a través de la alegría y el agradecimiento producidos por el encuentro con Jesús y por su invitación a recorrer con Él, el camino de la vida» (CONFER).

          Lo celebramos en comunión con los religiosos y religiosas de la CONFER de Jaén.

          Vivimos esta efemérides en una doble celebración: Por una parte, el día 1, sábado, tuvimos una jornada de formación: La vida religiosa en una cristología y eclesiología de comunión desarrollada por el P. Juan Antonio Estrada, S.J. profesor de la Facultad de Teología de Granada, en tres aspectos:

1. Una cristología de comunión

2. Por una eclesiología de comunión

3. La Vida Religiosa desde una perspectiva de comunión

          Consecuencias en la V.R. del doble enfoque cristológico y eclesiológico. Un replanteamiento del fundamento e identidad de la vida religiosa. El significado de la V.R. a la luz de la revalorización de los laicos y de la Comunidad. La misión de V.R., estructura y símbolos de comunión.

         El grupo del coro del Colegio también respondió a la llamada de la Delegación Episcopal de Infancia y Adolescentes, participando en el II FESTIVAL DE COROS Y I FERIA VOCACIONAL que tuvo lugar en Jaén. Les acompañaron Tere, Pilar, Mari Paqui y José Antonio. Fue una expresión musical que motivó a todos los participantes a compartir y vivir la vida con una actitud vocacional- misionera.

         El día 2, dentro de la programación de la Pastoral Vocacional de la Parroquia nuestra Comunidad invitó a la gente de Baeza a pasar una jornada de puertas abiertas para dar a conocer nuestra vida como Comunidad Filipense. A partir de las cinco de la tarde fueron llegando personas que deseaban compartir con nosotras esta experiencia. Después de una acogida amistosa y cercana, hicimos juntos una Oración preparada para el momento y con un matiz claramente vocacional.

          A continuación presentamos un power point: Evangelizando el Mundo sin Fronteras, mostrando el perfil misionero de nuestros Padres Fundadores que, imbuidos de celo apostólico, inician en el siglo XIX una revolución transformadora de la Sociedad de su tiempo desde una mirada del corazón: Fundación de la Congregación Filipense, dando sus primeros pasos en Mataró el 21 de Noviembre de 1858. Presentamos los distintos cauces de acción como respuestas a las necesidades más urgentes de la Iglesia y de la Sociedad.

          Seguimos evangelizando sin fronteras marcando los pasos de ellos, encarnando el espíritu y estilo de vida de S. Felipe Neri.

         Se tuvo un interesante diálogo entre los asistentes y nosotras y alguien quiso saber por qué y cómo fue la llegada de las Filipenses a Baeza. Continuamos la convivencia en un ambiente muy cordial y fraterno, como es nuestro estilo, degustando un sabroso chocolate con bizcochos.

          Tuvimos la suerte de contar con la presencia animadora y muy gratificante de nuestras hermanas Juli, Mª Bernarda e Hilda, su presencia convocó a Antiguos Alumnos suyos que disfrutaron recordando momentos muy bonitos de cuando estaban en el Colegio; y para nosotras fue como un impulso a seguir con ilusión y mucha esperanza en nuestra misión.

         Nos recuerda nuestro P. Marcos: «Cada Filipense tiene el corazón abierto para acoger y ayudar a los demás.

         Haciéndonos eco de esas palabras, nuestra Comunidad expresa el deseo de mantenernos abiertas a las necesidades de la gente de esta ciudad con nuestro testimonio de vida sencilla y siempre al servicio de todos.

          Con agradecimiento y gozo de nuestra vocación, nos unimos a la Iglesia con el compromiso de seguir trabajando en la Pastoral Vocacional, con nuestro testimonio y el deseo de comunicar y compartir la Buena Noticia en nuestra realidad, en nuestra ciudad, en nuestros alumnos y Comunidad Educativa.

«La Iglesia necesita hoy consagrados que se entreguen a su trabajo

apostólico, pero también a la vida comunitaria».

 

Comunidad de Baeza

Jornada mundial de Vida Consagrada

2 de Febrero del 2014